• Lisa Mezzacappa’s Glorious Ravage en concierto: El viaje de la creatividad no tiene fin

     

    glorious unoSábado 26 de septiembre de 2015 – 20:00 hs.

    REDCAT – Angel City Jazz Festival (Los Angeles, USA)

     

    En The Roy and Edna Disney CalArts Theater (REDCAT) de la ciudad de Los Angeles y como parte de la novena edición del Angel City Jazz Festival, tuvo lugar el avant-premiere del proyecto Lisa Mezzacappa’s Glorious Ravage.

    Glorious Ravage es una obra multimedios concebida, escrita y dirigida por la compositora y contrabajista Lisa Mezzacappa en donde se ofrece un ciclo de canciones de free jazz interpretadas por una estelar alineación de quince miembros -la Grapevine Orchestra– integrada por su líder en la dirección musical y contrabajo, Fay Victor en voces, Nicole Mitchell en flauta, Kyle Bruckmann en oboe y corno inglés, Vinny Golia en flauta alta, saxo sopranino, clarinete bajo, clarinete contralto y saxo bajo, Cory Wright en clarinete y saxo tenor, Darren Johnston en trompeta, Michael Dessen en trombón, Dina Maccabee en viola y violín, John Finkbeiner en guitarra eléctrica, Mark Dresser en contrabajo, Myra Melford en piano y harmonio, Kjell Nordeson en vibráfono y percusión, Tim Perkis en electrónicos y Jordan Glenn en batería y percusión.

    El programa de esta propuesta multidisciplinaria toma como fuente de inspiración a las aventuras y los textos de célebres mujeres exploradoras del siglo XIX y comprende diez composiciones originales y cuatro interludios que interactúan en permanente diálogo con filmes creados especialmente para la ocasión por prestigiosos artistas visuales del área de la Bahía de San Francisco como Janis Crystal Lipzin, Kathleen Quillian, Alfonso Alvarez y Konrad Steiner.

    En el magnífico trayecto artístico desplegado por Lisa Mezzacappa se amalgama una destacada labor como contrabajista, líder de banda, compositora y curadora. En su sobresaliente producción musical asoma el liderato del cuarteto Lisa Mezzacappa’s Bait & Switch (con el saxofonista Aaron Bennet, el guitarrista John Finkbeiner y el baterista Vijay Anderson), su trío junto a Chris Welcome y Mike Pride, el quinteto Nightshade (Cory Wright en clarinete, John Finkbeiner en guitarra, Tim Perkis en electrónicos y Kjell Nordesson en vibráfono y percusión), el trío Eartheaters (en compañía de John Finkbeiner y Fay Victor) y sus participaciones en los ensambles colectivos BODABODA, duo B., Cylinder, Napoli IV, Les Gwan Jupons y Bristle.

    lisaA lo mencionado deben agregarse sus aportes como curadora del ciclo anual de conciertos JazzPOP que se lleva a cabo todos los años en el Hammer Museum de Los Angeles, la programación de filmes ofrecida por Mission Eye and Ear en colaboración con Artists’ Television Access y la creación del festival de jazz creativo y música improvisada Festivus: Festival-of-Us con sede actual en la ciudad de San Francisco.

    A pesar del prolífico e infatigable despliegue creativo exhibido hasta ahora por Lisa Mezzacappa, no caben dudas de que la monumental Glorious Ravage luce como la obra más ambiciosa y sobresaliente de toda su trayectoria musical.

    El concierto abre con el inquietante paisaje sonoro de Veta. La pieza –acompañada por las cinemáticas ideas del film elaborado por el realizador Konrad Steiner- se inspira en una carta de la exploradora, escritora y naturalista inglesa Isabella Lucy Bird (1831-1904) fechada en 1872 durante su estancia en Hawaii.

    Ese mismo texto oficia como musa de la notable Make No Plans; pero, en este caso, ilustrado por imágenes poli-cromáticas y material de archivo sobre los viajes de Annie “Londonderry” Cohen Kopchovsky (la primera mujer en recorrer el mundo en bicicleta) ofrecidos aquí por el videasta californiano Alfonso Alvarez. El desarrollo de la composición –cuyo temperamento parece evocar ciertos pasajes de la obra de Charles Mingus- ubica en el centro de la escena a la incomparable voz de Fay Victor y permite lucidas intervenciones de Mark Dresser en contrabajo, Nicole Mitchell en flauta y Michael Dessen en trombón.

    logoHeat and Hurry vuelve a aposentarse en textos de Isabella Bird pero, aquí, sobre una carta de 1879 en la que relata su experiencia mística en el volcán Mauna Loa. La fortaleza sonora de la pieza deja traslucir algunas influencias provenientes del álbum de Ornette Coleman Science Fiction de 1972 -con especial énfasis en los temas donde participó la vocalista Asha Puthli, tales como What Reason Could I Be? y All My Life– e incluye notables aportes de Fay Victor en voces, Cory Wright en saxo tenor, Darren Johnston en trompeta y Kyle Bruckmann en oboe, magníficos intercambios entre los bronces y  los vientos, ritmos con ocasionales sabores antillanos y el desarrollo de zigzagueantes líneas melódicas que –en conjunto-  parecen extrapolarse al contenido psicodélico de las imágenes entregadas por Kathleen Quillian en su video “Fiery Riot and Revel”.

    Las ilustraciones fílmicas de Konrad Steiner acompañarán luego al sucinto relato sonoro desplegado en Interlude One.

    Algunas notas de campo escritas en Groenlandia en 1928 por la exploradora estadounidense Louise Arner Boyd en donde describe -por sus nombres en latín- las plantas que descubrió en el círculo ártico y el sugestivo video procesado a mano de Janis Crystal Lipzin que acompaña a este segmento, dotan al tema Taxonomical de un fuerte poder narrativo. Los escalofriantes trazos de la pieza resultan estratégicamente subrayados por los tonos acerados del vibráfono de Kjell Nordeson y los imaginativos aportes de Tim Perkis en electrónicos.

    El episódico y vibrante Great Green Gloom –que incluye la proyección del video Fish and Fetish de Kathleen Quillian– se funda en los escritos de 1897 realizados por la exploradora inglesa Mary Henriette Kingley durante sus investigaciones en suelo africano. A partir de una introducción a cargo de los vientos en donde sobresale el saxo bajo de Vinny Golia, la pieza evoluciona por intermedio de un pasaje resuelto en blues –con notables aportes de la guitarra de John Finkbeiner– para luego ingresar en un crescendo a puro swing (con Kjell Nordeson a cargo de la batería) que alcanza su clímax definitivo en la fenomenal exposición solista de Myra Melford en piano.

    glorious dosTras el breve Interlude Two, el ensamble ingresa de lleno en el poderoso curso narrativo de Soroche. La partitura toma como base el intercambio epistolar entre las montañistas estadounidenses Annie Smith Peck y Fanny Bullock Workman publicado en 1910 por la revista Scientific American e incluye la proyección del video “Higher Heights” –con imágenes del imponente Huscaran en los Andes peruanos– de la realizadora Kathleen Quillian. En el exuberante tránsito del tema sobresale la conmovedora entrega vocal de Fay Victor y un fenomenal pasaje a dúo entre los contrabajos de Lisa Mezzacappa y Mark Dresser.

    El texto y las imágenes del video ofrecido por Konrad Steiner en el que se inspira el extenso For The Dusky Mourner, hacen referencia tangencial a la carta presentada por la activista social Sarah Winnemucca ante la Oficina de Asuntos de Nativos Estadounidenses de Nevada en 1870. En este fragmento musical de temperamento introspectivo y carácter ritual, tienen especial destaque las contribuciones de Vinny Golia en clarinete contralto y el solo de Myra Melford en harmonio.

    Luego del paso por Interlude Three sobre imágenes en Súper 8 procesadas a mano por Janis Crystal Lipzin sobreviene el lúdico encanto de Marianne. La pieza se funda en notas de campo realizadas en Groenlandia por Louise Arner Bird en 1928 e incluye la proyección del video de Kathleen Quillian titulado Huntress of Flowers. El pasaje ofrece la convergencia de ancestrales raíces musicales y precisos fragmentos de jazz tradicional sobre los que deslizan las atinadas apariciones solistas de Darren Johnston en trompeta, Cory Wright en clarinete y Jordan Glenn en batería.

    Los textos extractados del libro de 1879 A Lady’s Life in the Rocky Mountains, perteneciente a Isabella Bird, dan vida al encanto sin par de Shut Out The Sun. En un contexto de interpretación superlativa –subrayado por el video de Janis Crystal Lipzin- sobresalen aquí las cuerdas ejecutadas con arco por parte de Lisa Mezzacappa, Dina Maccabee y Mark Dresser, el fascinante desarrollo de la línea vocal ofrecida por Fay Victor y las aquilatadas exposiciones instrumentales de Darren Johnston en trompeta y Nicole Mitchell en flauta.

    El cierre del concierto –tras el breve paso por Interlude Four con epicentro en el trombón de Michael Dessen y el clarinete contralto de Vinny Golia sobre imágenes del videasta Konrad Steiner– llega con la estupenda City of Wonders. La pieza alude a la visita de la escritora austríaca Ida Laura Pfeiffer a San Francisco durante su segundo viaje alrededor del mundo en 1855, e incluye material fílmico de archivo provisto por Alfonso Alvarez. En el tránsito de la composición se suceden un paisaje sonoro de extraña belleza, una aproximación al folk encarnada en las incursiones de la guitarra de John Finkbeiner y el violín de Dina Maccabee, el carácter narrativo que imprime la voz de Fay Victor, un pasaje a dúo entre la flauta de Nicole Mitchell y la flauta alta de Vinny Golia y los expresivos aportes solistas de Cory Wright en saxo tenor y Jordan Glenn en batería. Gran final.

    glorious finalLos músicos se despiden con la satisfacción del deber cumplido y el público –con merecida justicia- los ovaciona de pie.

    La monumental exploración musical ofrecida por Lisa Mezzacappa en Glorious Ravage ha concluido con éxito y, seguramente, será muy difícil de olvidar.

    Ahora es tiempo de seguir la marcha porque… El viaje de la creatividad no tiene fin.

     

    Sergio Piccirilli

    Notas Relacionadas o de Interés: