• Guillermo Roldán y Francisco Sicilia: Océanos

     

    OceanosLos Hermanos, Tres Movimientos, Ask Me Now, Bemsha Swing, Break Dance, Pannonica

     

    Músicos:

    Francisco Sicilia: piano, acordeón

    Guillermo Roldán: bajo

     

    Sello y año: Independiente, 2019

    Calificación: Está muy bien

     

     

    El hombre no puede descubrir nuevos océanos a menos que tenga el coraje de perder de vista la costa (André Gide)

     

    En la Antigua Grecia se definía como ōkeanós u océano a la masa de agua que circundaba el mundo. Ese gran mar que comenzaba más allá de las Columnas de Heracles -lo que hoy se conoce como el Peñón de Gibraltar y Ceuta- también estaba representado en la mitología griega por Ōkeanós, el dios del mar, hijo de Urano y Gea y marido de Tetis, la madre de Aquiles.

    La palabra océano -aunque fue utilizada desde el siglo XII como ocean en inglés y océan en francés- recién aparecerá por primera vez en el idioma castellano en 1444 con el poema alegórico de Juan de Mena Laberinto de la Fortuna, también conocido como Las trescientas.

    En la actualidad el vocablo océano describe, en su primera acepción, a “la masa de agua salada que cubre aproximadamente las tres cuartas partes de la superficie terrestre”; pero también se admite como significado de océano en sentido figurado a “la cantidad o extensión grande de una cosa, generalmente inmaterial.”

    Hoy sabemos que los océanos y los mares son indispensables para la creación de la vida y esenciales para la pervivencia de los seres humanos, por cuanto son fuente de recursos biológicos alimentarios y de materias primas, ofician como recurso energético vital y regulador climático, hacen de soporte a una extensa cadena de actividades económicas y producen la mayor parte del oxígeno de nuestro planeta.

    Desde tiempos inmemoriales el océano ha sido para el ser humano un escenario de ensueño e imaginación; fue guía para los navegantes, fundamento de investigación de muchos científicos, motivo de exploración para los aventureros e inagotable fuente de inspiración para los artistas.

    En rigor, el hombre puede bucear en las profundidades de los mares o contemplar todo su esplendor desde la costa, pero no puede escapar a ese íntimo vinculo entablado desde los origines de la vida misma con una de las fuerzas más vastas, enigmáticas y cautivantes de la naturaleza: el océano.

    La música -con sus infinitas posibilidades y la inmensidad de abordajes creativos que contempla- también oficia a manera de un océano en el cual es posible sumergirse en búsqueda de inspiración para hallar nuevas formas de expresión artística.

    En ese principio, justamente, se fundamenta el alegato estético -con epicentro en la libre improvisación o composición en tiempo real- postulado por Guillermo Roldán y Francisco Sicilia en el álbum que lleva por título Océanos.

    El bajista y compositor Guillermo Roldán -nacido en Punta del Este (Uruguay) y con residencia desde hace varios años en Buenos Aires- es una de las figuras más activas de la nueva escena del jazz argentino. En su fecundo trayecto musical trabaja a dúo con Carlos Campos, acompaña en variadas formaciones al pianista Nicolás Chientaroli y aparece asociado en diferentes proyectos con Ada Rave, Enrique Norris, Sebastián Groshaus y Rodrigo Núñez, entre muchos otros.

    Guillermo Roldán integró la agrupación Salgado y Asociados (banda liderada por el recordado trombonista Francisco Salgado con la que graba los álbumes Salgado y Asociados en 2014 y Pequeñas explosiones hermanas de 2018), encabezó el trío (que completaban la pianista Tatiana Castro Mejía y el baterista Hernán Rodríguez) junto al cual debuta como líder en 2014 con el disco Nuclear y fue artífice del Cuarteto Instantáneo, propuesta cristalizada en el álbum homónimo de 2016 donde también participaron Francisco Salgado en trombón, Enrique Norris en corneta y Tatiana Castro Mejía en piano.

    Actualmente, Roldán mantiene una consolidada labor cooperativa con el pianista Francisco Sicilia que aparece plasmada en el proyecto discográfico que motiva esta reseña y, también, en la realización compartida de seminarios de libre improvisación; forma parte del proyecto de canciones La Mar en Coche e integra, junto a Adrián Mastrocola, el trío del baterista Germán Boco.

    El pianista, compositor y educador argentino Francisco Sicilia acredita una extensa labor como músico y docente. En el campo pedagógico investiga la tradición cultural andina y su desarrollo en el campo de la Musicoterapia, también desarrolla investigaciones en los campos de la Terapia Transpersonal y la Bioenergética con Juan Carlos Kreimer, Respiración Holotrópica con Marcela Miguens y Stanislav Groff y en el ámbito de la enseñanza de la música integrando una visión holística en estudios de piano, canto, audio-perceptiva, técnicas para improvisar y componer y la iniciación musical para niños.

    Francisco Sicilia fue pianista y arreglador de la Orquesta de Música Folclórica Española, acompañó a las cantantes Celeste Carballo y Sandra Mihanovich, colaboró con el saxofonista británico George Haslam en el disco Vigilia y Sueño, ha realizado música para obras de teatro, cortometrajes y videos, compuso la música del galardonado filme de Esteban Sapir Picado Fino y lideró diferentes formaciones.

    Su prolífica discografía incluye al solo piano La escritura del agua de 1989, Cuerpo de arco iris de 1990 en donde usa samplers y secuenciadores, Picado Fino de 1992 (música original del film homónimo), Lago en la tierra de 1994 (acompañado por Marcelo Jeremías en guitarra y flautas y Carlos Marcos en batería), Rio Despierto de 1995 (con  Marcelo Jeremías en guitarra y flautas y los saxofonistas Daniel Harari y George Haslam), Piano de 1998 (su segundo solo piano) y en 2005 publica los discos Trío (secundado por Juan Armani en contrabajo y Gabriel Alegre en viola) y Prisma (este último para piano solo).

    Luego llegan el álbum para flautas Rehue de 2009, Tiempo en 2016 (nuevamente en trío con Juan Armani y Gabriel Alegre), Hexagramas de 2013 (allí en compañía del contrabajista Maximiliano Kirszner) y los recientes Árbol de la vida (en solo piano) de 2019 y su proyecto a dúo con Guillermo Roldán ahora materializado en Océanos.

     

    El disco que reúne a Francisco Sicilia y Guillermo Roldán abre con el espontáneo encanto de Los Hermanos. La pieza despliega una narrativa enraizada en la libre improvisación y de temperamento intimista donde se amalgaman, con naturalidad, los diferentes climas sonoros que van trazando el elocuente pulso del bajo de Guillermo Roldán y las vivaces frases elaboradas desde el piano por Francisco Sicilia.

    El episódico carácter que describe Tres Movimientos unificará un primer segmento de espaciosos contornos y profundo sentido melódico con una segunda sección en la que se intuyen lejanos vestigios folclóricos para, finalmente, envolver al último capítulo con una atmósfera que destila espontaneidad, gracia y soltura interpretativa.

    A continuación, Guillermo Roldán y Francisco Sicilia brindan una singular lectura del clásico de Thelonious Monk Ask Me Now, tema procedente de las sesiones realizadas en 1951 para Genius Of Modern Music y que luego fuera incluido por Monk en los discos 5 by Monk by 5 de 1959 y Solo Monk de 1965, entre otros.

    La versión ofrecida por el dúo estará dictaminada por los ascéticos acentos trazados por el bajo de Guillermo Roldán y la exótica sonoridad e inesperadas resoluciones que emergen desde el acordeón de Francisco Sicilia.

    Luego entregan una versión libre de otra de las composiciones de Monk abordadas en Océanos: Bemsha Swing (pieza originaria del disco Thelonious Monk Trio de 1954 escrita en sociedad por Monk y Denzil Best). En la entrañable recreación propuesta por el dúo confluirán, sin apresuramientos, el aquilatado esbozo melódico que enuncia inicialmente el bajo de Guillermo Roldán y las cristalinas frases de cierre impartidas por el piano de Francisco Sicilia.

    La persuasiva espontaneidad de Break Dance enlazará los pertinaces impulsos rítmicos del bajo de Guillermo Roldán con la desprejuiciada intervención de Francisco Sicilia en acordeón.

    El álbum cierra con una respetuosa y cálida lectura para bajo y acordeón de Pannonica, pieza de Thelonious Monk -dedicada a la escritora y mecenas del jazz Pannonica Rothschild de Koenigswarter- incluida en el imperecedero disco en estudio Brilliant Corners de 1957.

    Guillermo Roldán y Francisco Sicilia, en Océanos, han realizado un álbum íntimo, honesto y genuino donde demuestran que en el inagotable océano de la música aún hay mucho por saber, conocer y explorar.

     

    Lo que sabemos es una gota de agua, lo que ignoramos es el océano (Isaac Newton)

     

    Sergio Piccirilli

    Notas Relacionadas o de Interés: