Brevario

A Esta Altura, Mejor Solo

La gente de Zivals no sólo se porta fenómeno con nosotros, sino que está tirando unas alegrías que para qué te voy a contar…
Es que no se les ocurrió mejor idea que distribuir dos discos y un DVD que, sin dudas, son/serán capitales en la obra de uno de los pianistas más talentosos de la historia del jazz.
Estamos hablando del gruñón Keith Jarrett.

Novedad en CD:

Disco doble, recientemente editado en los Estados Unidos (aclaramos que aquí, el material del sello ECM no cuenta con edición nacional sino con distribución… algo es algo… y en este caso el algo es mucho), The Carnegie Hall Concert registra la primera gira de solo piano de Jarrett en Estados Unidos en más de una década.
Eso sí… salvo en los bises (que incluyen gemas como My Song y Time On My Hands), el Oso Montañés de las teclas no se inspiró demasiado en los títulos: de Part 1 a Part 10.

 

Novedad en DVD:

Bajo el título Tokyo Solo, este DVD documenta el concierto Nº 150 (o, como también correspondería decir, el centésimo quincuagésimo… ¡tomá!) del pianista… en Japón.
La pregunta obligada es: contando los conciertos que diera en Buenos Aires… ¿habrá metido más conciertos que los más de mil de Pelé?
El concierto es, básicamente, lo que apareciera previamente en CD como Radiance, con el agregado de una hora de improvisación inédita en compacto.
Llevado a cabo en el Tokyo Metropolitan Festival Hall, incluye bises como Old Man River, Don’t Worry About Me y Danny Boy.

 

Reedición en CD:

Estamos en el 100º (centésimo) aniversario del nacimiento del gran Dmitri Dmitrievich Shostakovich (1906 – 1975). No… no me equivoqué… ya sé que estamos con Jarrett
Resulta que acaba de reeditarse el álbum doble que el Keith grabara en 1991 y que incluye los 24 Preludios y Fugas Op. 87 del notable ruso (no… Sofovich, no…).
Un disco increíble que fue merecedor de un reconocimiento prácticamente unánime tanto por el público y crítica del jazz como de la música clásica, siendo considerado por muchos el mejor álbum de ese año.
Tres lujitos (lujazos) para escuchar en la playa.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *