• Neil Young: Dos Discos En Vivo Y Unos Recuerdos

    • CevherShare

    Neil Young and Crazy Horse: Live at Fillmore East

    Everybody Knows This Is Nowhere, Winterlong, Down By the River, Wonderin’, Come On Baby Let’s Go Downtown, Cowgirl In the Sand.

    Músicos:
    Neil Young: voz, guitarra
    Danny Whitten: guitarra, voces
    Billy Talbot: bajo, voces
    Ralph Molina: batería, voces
    Jack Nitzsche: teclados

    Warner, 2006

    Calificación: Está bien

    Neil Young: Live at Massey Hall

    On the Way Home, Tell Me Why, Old Man, Journey Through the Past, Helpless, Love In Mind, A Man Needs a Maid / Heart Of Gold Suite, Cowgirl In the Sand, Don’t Let It Bring You Down, There’s a World, Bad Fog Of Loneliness, The Needle and the Damage Done, Ohio, See the Sky About to Rain, Down By the River, Dance Dance Dance, I Am a Child.

    Músicos:
    Neil Young: voz, guitarra, piano.

    Warner, 2007

    Calificación: A la marosca

    Dos ediciones que se apelotonan, una tras la otra (no llegamos a anunciar la primera y ya tenemos la siguiente…), dos discos en vivo (llamados “Performance Series”) de Neil Young en los primeros setentas. Al parecer, el bueno de Neil fue ordenado durante su carrera y tiene guardado mucho, sobrantes de estudio, conciertos, como Zappa, como Dylan… y promete un bombardeo.

    En primer lugar la edición de Live at The Fillmore East; se trata de un concierto junto a Crazy Horse en 1970, presentando Everybody Knows This Is Nowhere, su primer disco junto a la banda. Entre Down By the River y Cowgirl In the Sand tenemos 28 minutos de concierto, que nunca aburre y que demuestra los lazos que había entre Young y Dany Whitten, muerto un par de años después por una sobredosis de heroína. Las dos guitarras se suman, se cruzan, se entreveran y demuestran un diálogo que Young debe haber sentido en su ausencia. Se agregan los históricos Billy Talbot y Ralph Molina, junto a Jack Nitzsche en teclados. Una joyita.

    El segundo es un concierto antológico (que tuvo su histórico y correspondiente bootleg, llamado Going Back to Canada) en el Massey Hall en 1971, con el material que formaría parte de Harvest, lanzado en febrero del ‘72 y con sus clásicos de ese momento: Ohio, The Needle and the Damage Done, On the Way Home, Old Man, Cowgirl In the Sand y varios más, con un sonido impecable, acompañado solamente por un piano y una guitarra (¡ni armónica!), en un concierto intimista y redondo, un clásico instantáneo.
    Existen dos versiones: una simple, con un CD, y otra con CD y DVD, con unas imágenes en fílmico de la época, con una restauración impecable, algo se deja ver en la red, chusmeen.

    Escucho Helpless y recuerdo que fue lo primero que escuché de Young, en ese disco maravilloso que es Déja Vu, editado en marzo de 1970. Viajo a 1978/79 y al vinilo nacional que me prestó mi primo, Crosby, Stills, Nash & Young, desde una tapa marrón, como antigua, con una foto como las que te sacabas en San Telmo hace unos años (¿están todavía?), acompañados de los increíblemente (casi) anónimos Dallas Taylor y Greg Reeves en batería y bajo (años más tarde me entero que Reeves tenía quince años cuando empezó a tocar con ellos, declaró 19 y le creyeron…).
    Déja Vu deja a la vista el talento de los cuatro que lo forman y más, por allí pasan Joni Mitchell con un tema (el marchoso Woodstock), en Teach Your Children toca Jerry García su steel guitar, y John Sebastian también anda por ahí.

    Sus letras hablan de la candidez del sueño hippie, con todos sus principios pre Charlie Manson, cómo será nuestra casa, cómo educaremos a nuestros niños, y de cómo pasar a la acción en Almost Cut My Hair.

    Se trata del primer disco del anterior trío con Neil Young y cada uno aporta generosamente a los temas del otro, las composiciones se reparten de un modo equitativo y los arreglos de voces… carajo… pasaron los años y son imbatibles.
    Déja Vu es un testimonio de un trabajo en conjunto que fue arduo (¡¡800 horas de grabación!!), pero es una marca en la historia del rock americano, una de las más importantes, fue la convergencia de Buffalo Springfield (Neil Young y Stephen Stills), The Byrds (David Crosby) y The Hollies (Graham Nash), en la voz de sus principales compositores.
    Volvieron a juntarse varias veces, en 2006 hicieron una gira en conjunto, pero ya no es lo mismo. Me quedo con mi vinilo (mi primo resignó la propiedad) al que le salta la púa en dos temas, lo amo.

    Horacio Poyo Magnacco

    Notas Relacionadas o de Interés: