Charlie Haden Family & Friends: Rambling Boy

Single Girl Married Girl, Rambling Boy, 20/20 Vision, Wildwood Flower, Spiritual, Oh Take Me Back, You Win Again, Fields of Athenry, Ocean of Diamonds, He's Gone Away, A Voice From On High, Down By the Salley Gardens, Road of Broken Hearts, Is This America?, Tramp On the Street, Old Joe Clark, Seven Year Blues, Old Haden Family Show, Oh Shenandoah.

Músicos:
Charlie Haden: contrabajo, coros
Petra Haden, Rachel Haden, Tanya Haden, Vince Gill, Rosanne Cash, Josh Haden, Ruth Cameron, Jack Black, Elvis Costello: voces
Dan Tyminski: voz, mandolina
Jerry Douglas: dobro
Stuart Duncan: fiddle
Pat Metheny, John Leventhal, Bryan Stuart, Russ Barenberg, Bryan Sutton: guitarra
Bruce Hornsby: voz, piano
Sam Bash, Ricky Skaggs, Bela Fleck: banjo, mandolina
Buddy Green: armónica

Decca Music Group, 2008

Calificación: Apoya vasos

Los estereotipos son verdades cansadas (George Steiner)

En sus orígenes, el término estereotipo se aplicaba para describir la plancha o molde utilizado en estereotipia. Como todos sabemos, la palabra estereotipia refiere tanto a la oficina en donde se estereotipa como a la máquina de estereotipar.
Espero haber sido lo suficientemente elocuente en la explicación; pero por las dudas, y para reafirmar conceptos, digamos que la estereotipia es un lugar en donde los estereotipadores se reunían para estereotipar con un aparato llamado (¡oh, coincidencia!) estereotipia. Clarísimo.
Estereotipia se aplica también para definir a la repetición involuntaria de gestos, acciones o palabras como por ejemplo… el párrafo anterior.
Lo cierto es que el estereotipo, o molde de plomo portable que se utilizaba en imprenta, desembocó en una metáfora aplicable a un conjunto de ideas preestablecidas acerca de un grupo de gente que comparte ciertas cualidades y responde a un modelo de acción determinado. Los estereotipos más frecuentes son los de carácter racial o social y, a menudo, tienen un carácter negativo basado en predicciones de comportamiento -en su mayoría- sin fundamentos lógicos. De esa manera formamos una imagen mental simplificada que nos conduce a creer que determinados grupos sociales tienen hábitos de comportamientos estereotípicos. Así es como, por dar un ejemplo, podemos llegar a suponer que la forma de vida rural conlleva un apego a conceptos de familia y amistad basados en el “comunitarismo” o una perdurable tendencia a conservar sus tradiciones más arraigadas. Sin ningún asidero alcanzamos a pensar que ese costumbrismo cultural, que la vida urbana ha ido perdiendo, se transfiere de generación en generación como una norma inalterable, manifestándose en su filosofía, en sus hábitos, en su música, etc. No obstante, concluir en que todos los individuos que tienen un origen rural responden a esos parámetros sería excesivamente simplista e injusto. Tomando un ejemplo al azar, basta mencionar al contrabajista Charlie Haden quien, pese a nacer y criarse en el ámbito rural de Shenandoah en la esfera de una familia de músicos de country y folk estadounidense, siguió un camino muy diferente al que podía esperarse de acuerdo a los preceptos del pensamiento estereotípico.
Sin ir más lejos, junto a su familia y amigos acaba de sacar un disco de música country y folk estadouni… ¡oia! ¡Mire qué casualidad!
Bueno, no siempre fue así… quiero decir… no es que esté mal… Haden ha tocado con Ornette Coleman, Keith Jarrett, Carla Bley, Pat Metheny y, si ahora se le dio por el country, alguna razón habrá y… ¿sabe lo bueno de todo esto? -Yo tampoco.

Dejo constancia que no tengo nada en contra de la música country. Ni a favor. Tampoco soy prejuicioso ni me dejo gobernar por los estereotipos. En todo caso, si usted me nota algo molesto o afligido o fastidiado es porque antes de escribir este comentario escuché el nuevo disco de Charlie Haden: Rambling Boy.
Haden co-produjo este álbum con su esposa Ruth Cameron y convocó a participar del mismo a cuatro de sus hijos (Petra, Tanya, Rachel y Josh), a su yerno Jack Black y a algunos de los músicos más reconocidos de la música popular estadounidense como Rosanne Cash, Elvis Costello, Bruce Hornsby, Pat Metheny, Bela Fleck, Ricky Skaggs y Vince Gill, a quienes también podemos incluir en el rubro: Amigos de la familia Haden.
La música country surgió alrededor de la segunda década del siglo pasado en las regiones rurales del sur de los Estados Unidos. En ese estilo confluyeron los ritmos folclóricos de inmigrantes, principalmente irlandeses, con otras formas musicales ya arraigadas en Estados Unidos como el blues y el góspel y también algunos elementos provenientes de la ranchera mexicana y la balada española o malagueña.
Por alguna extraña razón, aquellos que provenimos de geografías distantes asumimos erróneamente el estereotipo de que el country era la música de los cowboys. Algo que a simple vista resulta poco probable, ya que los cowboys habitaron el lejano oeste y no el sur y no durante los albores del siglo XX sino en la segunda mitad del siglo XIX. El estereotipo del cowboy que alimentaron la televisión y el cine, era un joven apuesto y listo que se encargaba de derrotar a los malos* de manera infalible.
(*) Individuos a los que no les bastaba con ser malos, también eran feos, tontos y malolientes.
Lamentablemente me veo en la obligación de señalar que, en realidad, el cowboy o vaquero era el encargado de las tareas relacionadas con la ganadería en los estados del norte de México, como Chihuahua y en el oeste de los Estados Unidos. Además, no todos eran apuestos y listos (la ley de probabilidades le adjudica un alto porcentaje a la “otra” categoría) pero casi con seguridad podemos aseverar que olían a bosta.
Y hablando de esto último…

El disco de Charlie Haden abre con Single Girl, Married Girl, clásico del repertorio de uno de los grupos más influyentes en la historia de la música country: The Carter Family. La versión de Haden tiene algo de la familia Carter y bastante de la familia Ingalls. A continuación ofrecen Rambling Boy, tema que sirve para darle título al disco y no mucho más. 20/20 Vision es una canción popularizada por la estrella del bluegrass Jimmy Martin (aquí reemplazado por Bruce Hornsby); esta versión respeta ese curso inicial y evoluciona… hasta estrellarse. Willwood Flower es una relectura de otro clásico de The Carter Family con la participación de Rosanne Cash en voces. Le cuento que el ícono del country Johnny Cash se incorporó a The Carter Family al casarse con June Carter. Previamente, June Carter se había casado con Carl Smith, quien también integró The Carter Family, pero no fue ningún ícono y June Carter lo dejo por un poco de cash… de Johnny Cash. Ambos (cuando digo ambos me refiero a sólo dos de todos los mencionados) tuvieron un hijo llamado John Carter Cash. Antes, no sé cuándo pero fue antes, Johnny Cash se casó con Vivian Liberto y tuvo una hija a la que llamaron Rosanne Cash, que no es otra que la que canta en esta versión. La verdad no sé qué me alegra más: si ser hijo único o no ser músico de country.

Spiritual, en origen, fue grabada por Spain, la banda de Josh Haden (el hijo de…). En 1996 Johnny Cash grabó su propia versión y, un año después, Pat Metheny y Charlie Haden hicieron lo propio en el álbum Beyond the Missouri Sky. Creo que tres versiones son más que suficientes. En el country de Oh Take Me Back, papá Haden convoca a sus hijas Rachel y Tanya. Hasta puedo imaginármelo cabalgando al galope en la llanura y llamando a sus criaturitas al mejor estilo cowboy (hiiiijjjjjjaaaaaaaa…). En cambio, el clásico de Hank Williams You Win Again, nos trae a un lastimoso Elvis Costello al trotecito. Luego, y como era de esperar, siguen otros temas (otros = anagrama de ortos). Fields of Athenry es un tema tradicional irlandés travestido en canción pop. Ocean of Diamonds es una típica balada cantada con ese enervante timbre nasal que caracteriza a los vocalistas de country. Nada que no pueda solucionarse con un par de nebulizaciones y un buen descongestionante de vías aéreas respiratorias.

He’s Gone Away es una tibia balada folk que incluye un par intervenciones con similar temperatura de Horsby en piano y Metheny en guitarra. A Voice From On High fluctúa entre el góspel y el bluegrass y Down by the Salley Gardens entre la hipotermia y la catalepsia. Road of Broken Hearts es casi tan emocionante como un choque de tortugas, mientras que el injustificado optimismo del tema de Pat Metheny Is this America? sólo puede provocar una profunda depresión. En Old Joe Clark el yerno de Haden, Jack Black, demuestra que cantando es el mejor amigo del hombre. Seven Blues Years es otro tema. También lo es Tramp On the Street, aunque parezca el mismo. En Old Haden Family Show y Oh Shenandoah Charlie Haden canta. La primera de esas canciones fue grabada cuando tenía dos años, la segunda es actual. Aclaro esto porque es probable que usted no note la diferencia.
Final de este suplicio.
Charlie Haden parece que está muy conforme con su familia, sus amigos y sus raíces.
Pero la conformidad casi nunca es una fuente de inspiración para un artista.

Vale más ser un hombre insatisfecho que un cerdo satisfecho (Stuart Mills)

Sergio Piccirilli

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *