Menage A Piano

Tres pianistas de nacionalidades distintas. Dos hombres y una fémina. ¿Hacemos sanguchito?
Comenzamos con el legendario Martial Solal (¿cuánto habrá mamado Petrucciani de acá?).
A ver si nos ponemos en tema. Solal llegó a tocar con Django Reinhardt. O sea… viene dando batalla y de las buenas desde hace más de 50 años, ¿se entiende?
Y sigue siguiendo…
En esta oportunidad armó una pequeña big band para la edición de Exposition Sans Tableau. Lo acompañan Denis Leloup y Marc Roger en trombones, Claude Egea y Eric Le Lann en trompetas, Lionel Surin en corno francés, François Thuilliez en tuba, Thomas Grimmonprez en percusión, Jean-Philippe Morel en bajo y su hija (la del pianista) Claudia Solal, en voces.
Editó Nocturne/Zebralution.

Seguimos con Hiromi Uehara (auqnue el apellido jamás lo usa, al menos cuando se dedica a la música). Nació en Shizuoka, Japón, en 1979. Su cuarto álbum, el sucesor de Spiral, se titula Time Control, fue grabado en octubre de 2006 y será editado por Telarc a finales de marzo.
Sorprendió en su disco debut, ya no tanto en el segundo y en el tercero aprobó con éxito la materia “repetir fórmulas”.
¿Y ahora? Y… hay una novedad. A sus habituales acompañantes, el baterista Martin Valihora y el bajista Tony Grey, se les suma, ni más ni menos, que el guitarrista (éste sí que es amigazo de la casa) David “Fuze” Fiuczynski.
Bueno… tal vez en este nuevo álbum, la bella nipona (pero bella en serio) haya dejado un poco de lado su afán por la exposición mediática.
Digo… porque si encima de todo el Fuze cae en ésa…
A esperar la edición, a escuchar y al oír… verás.

Final de la trifecta con Kenny Werner.
Éste no será Martial Solal pero viene dándole a las teclitas desde hace más de 30 años.
Y también sigue siguiendo…
Su nuevo disco, editado por Blue Note, lleva por título Lawn Chair Society y agarrate chabón (o chabona) porque mirá la compañía que reclutó: Brian Blade en batería, Scott Colley en contrabajo, Chris Potter en saxo tenor y clarinete bajo y Dave Douglas en trompeta y corneta.
Qué piola… así… cualquiera, ¿no?
Ehhh… no.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *